Crowdfunding: una nueva tendencia para invertir en real estate

Cada vez son más los grupos de inversores que se reúnen para obtener el capital necesario para financiar proyectos de todo tipo. El real estate no es la excepción: a través del Crowdfunding, con una suma modesta se puede invertir en propiedades.  A continuación, algunas de las alternativas que llegaron al mercado del desarrollo inmobiliario.

Pooles de inversión en mercados en desarrollo

Un pool de inversión es una alternativa para participar en grandes negocios con poco capital. Es ideal para pequeños y medianos inversores y para sectores determinados de la población, por ejemplo ahorristas e inversores jóvenes, que desean iniciarse en algún negocio para obtener ganancias extra. Este modelo de inversión se encuentra en auge en mercados y ciudades pujantes, que se encuentran en desarrollo, como es el caso de Detroit, en Michigan, Estados Unidos, que además posee costos que están por debajo del promedio de ese país y un gran potencial.

Suele utilizarse para la compra de viviendas refaccionadas  a nuevo (casas, edificios y complejos), así como para oficinas y locales comerciales, que luego se destinan a la renta.

Marcelo Schamy, CEO de IDG Homes Detroit, asegura que: “Cada vez surgen más asociaciones entre varias personas en las cuales cada integrante aporta un porcentaje del capital. De esta forma, pueden adquirir un bien que presenta un buen retorno y mantener el ahorro en dólares, con muy buena proyección por las posibilidades de crecimiento que ofrece el auge de Detroit”. Además, destaca que “al igual que las propiedades residenciales y los locales comerciales, invertir en edificios garantiza un excelente retorno, pero con un riesgo todavía más acotado, dado que las oficinas ya se encuentran en funcionamiento y con contratos de alquiler vigentes, por lo que no se debe depender de la llegada de un inquilino para empezar a percibir ganancias”. Estos proyectos permiten generar ganancias de aproximadamente el 10%.

Es interesante invertir en mercados en desarrollo porque a largo plazo ofrecen grandes posibilidades de crecimiento, especialmente por el aumento del mercado laboral y de la población.

Inversiones inmobiliarias con criptomonedas

El crowdfunding inmobiliario también llegó a las monedas digitales.Las criptomonedas, que nacieron como una forma de pago y ahora también se pueden utilizar para hacer negocios, permiten invertir en activos inmobiliarios desde cualquier parte del mundo.Para estas operaciones se utiliza la red blockchain, que brinda mayor seguridad. El uso de esta nueva tecnología ofrece novedosas posibilidades para colocar dinero, en especial para aquellos que quieran invertir en países lejanos. 

Los inversores pueden comprar una parte de una propiedad, generalmente a través de fideicomisos, y percibir luego una renta por los alquileres. La ventaja de la utilización de las criptomonedas es que permite entrar y salir en cualquier momento.  Como forma de pago, las criptomonedas pueden utilizarse tanto para invertir en proyectos en construcción como también en la compra de viviendas. Además, se pueden comprar bonos que luego servirán para invertir en real estate.

Pozos de inversión

El crowdfunding también llegó a los pozos de inversión. En lugar de vender un edificio por departamentos, existe la posibilidad de hacerlo por metro cuadrado. En esos casos, se comparte la rentabilidad final o la ganancia que deja la explotación de lo construido. Esta alternativa es interesante a nivel local, ya que el valor del inmueble antes de empezar a construirse es mucho menor que cuando el mismo está en una etapa más avanzada o ya terminado.