Por qué Google será muy pronto el próximo gran jugador de la fintech

Cuatro notas sobre Google publicadas recientemente insinúan que, tal como Amazon, el gigante de las búsquedas por internet se encamina a convertirse en el principal proveedor de tecnología financiera.

1) Google está preparando una cuenta corriente. En noviembre de 2019, The Wall Street Journal escribió:

“Pronto Google ofrecerá cuentas corrientes a los consumidores, y así se sumará a los pesos pesados de Silicon Valley que se están metiendo en las finanzas. El proyecto, cuyo alias es Cache, se lanzaría el año que viene con cuentas administradas por Citigroup y una cooperativa de crédito de la Universidad Stanford, una entidad de préstamo diminuta en el universo de Google”.

2) Google también está preparando una tarjeta de débito. En abril, Tech Crunch reveló que:

“Google está desarrollando tarjetas de débito físicas y virtuales, que se conectarán a una aplicación de Google y tendrán funciones nuevas para que el usuario pueda monitorear sus compras, consultar su saldo o bloquear su cuenta con facilidad”.

3) Google tendrá una herramienta de IA para el procesamiento de préstamos del Programa de Protección de Pago del Gobierno de EE.UU. Este mes, Google lanzó materiales de marketing, donde se afirma que:

“Google Cloud ofrecerá PPP AI Lending Solution, que permite a las entidades de préstamo integrar los componentes de análisis crediticio a sus sistemas actuales de aprobación de préstamos para acelerar y automatizar el procesamiento del enorme volumen adicional de solicitudes de préstamos”.

4) Se viene un acuerdo bancario para Google Cloud. En marzo, Finextra publicó:

“Google Cloud acaba de cerrar un acuerdo por cinco años con Lloyds Banking Group, como parte del compromiso del banco británico a gastar 3.000 millones de libras esterlinas en proyectos de transformación digital”.

En 2018, Google había firmado acuerdos con HSBC para brindar servicios de nube y aprendizaje automático (machine learning).
La estrategia de Google: transformarse en proveedor de tecnología para bancos

La propuesta de valor de Google a los bancos es sencilla: ayudarlos a monetizar las relaciones con sus clientes.

Pero habiendo tantos rumores en la industria de que gigantes de la tecnología como Amazon y Google van a “desplazar a los bancos”, ¿por qué contratarían a Google como proveedor de tecnología?


Hay dos motivos:

1) El potencial con los consumidores. Proveedores de tecnología como FIS y Fiserv tendrán tecnologías excelentes, pero los consumidores no los conocen; Google tiene prestigio entre los consumidores. Muchos bancos de todos los tamaños entenderán el reconocimiento de marca que tiene Google como una forma de mejorar la utilización de cuentas corrientes y tarjetas de débito.

2) Experiencia en tecnología y análisis. Pese a lo mucho que se habla sobre tecnologías de IA como los chatbots y el aprendizaje automático, pocos bancos las implementaron. Solo el 4% de los bancos encuestados por Cornerstone Advisors tiene chatbots y apenas el 8% usa herramientas de AA. Sin embargo, al comenzar 2020, casi un quinto de los bancos anticipaba que implementaría AA. ¿Quién mejor para ayudarlos que Google, el líder del rubro?
Google realizará una adquisición en el rubro de proveedores de fintech

Según la nota del Wall Street Journal, Cache y la tarjeta de débito se lanzarían a través del grupo Google Pay. La solución de IA para préstamos la creará el grupo de Cloud, que tuvo más éxito en Europa que en EE.UU. (y el resto del mundo).

Según una nota, Cloud fue la unidad de Google que más empleados incorporó en el primer trimestre de 2019. Sin embargo, en febrero de 2020 la empresa reveló que había reducido su personal en Cloud en una reestructuración. Esto sugiere que cierta desorganización está entorpeciendo las iniciativas de Google para penetrar el mercado bancario de EE.UU. La forma más sencilla y rápida de superar esos obstáculos no es incorporar orgánicamente más personal de ventas y servicio, sino adquirir un proveedor de fintech.

Fuente: Forbes