Mercado: Jueves una tendencia negativa

Cerramos el jueves con una tendencia negativa, tanto para el mercado de deuda soberana como para las principales acciones argentinas. Sin muchas novedades o avances con respecto a la reestructuración, y tras las últimas tensiones entre el Gobierno y los acreedores, el mercado se mantiene atento y expectante a cualquier señal de acuerdo. Afuera, la tendencia fue mayormente positiva con la llegada de los datos de empleo en Estados Unidos.

Mercado Local

Cerramos el jueves con una tendencia negativa, tanto para el mercado de deuda soberana como para las principales acciones argentinas. Sin muchas novedades o avances con respecto a la restructuración, y tras las últimas tensiones entre el Gobierno y los acreedores, el mercado se mantiene atento y expectante a cualquier señal de acuerdo. En este sentido, y después de otra rueda volátil, el Riesgo País terminó la jornada por arriba de los 2.500 puntos.

Los bonos soberanos en dólares que habían alcanzado subas del 2.0% en el arranque de la rueda, revirtieron la tendencia y cerraron con una tendencia mixta con rojos hasta 1.5% y subas de no más del 1.0/1.5%.  Para tener como referencia, en el tramo corto de la curva el A020 subía 1.1% mientras que el AA21 terminó cediendo 0.5%. Dentro de la parte media, el AY24 cerró el día con una mejora del 1% mientras que los globales caían 0.5% en promedio. En cuanto a los títulos de mayor duration, el bono centenario caía 0.6% mientras que el AE48 retrocedía 0.5% este jueves.

Con respecto al nivel de paridades, apenas cedieron a 41/42 con respecto al 42/43 que veníamos observando hasta el día de ayer. Recordemos que esta tendencia se da después de que las renovadas tensiones en el inicio de la semana alertara a los inversores que se mantuvieron cautelosos a cualquier declaración del Gobierno. La discusión por ahora sigue siendo la misma: en términos de VPN la diferencia a resignar no es mucha y el punto de conflicto estaría en las clausulas legales. En cuanto al diferencial de paridades por legislación, se mantiene en niveles mínimos de 80/100 puntos sugiriendo un igual tratamiento para los títulos de ley local.

Para la deuda en pesos, los números también fueron mixtos si bien en el promedio alcanzaron rojos de apenas 0.3/0.4%. Dentro de la curva CER podemos observar subas del 0.6% y 0.5% en el caso del T2X2 y el T2X1, mientras que las bajas fueron encabezadas por TC21 y TX21 en 1.2% y 0.5%, respectivamente.

Por otro lado, el nuevo mes trajo una aceleración en los precios de los dólares financieros. Al igual que ayer, tanto el CCL como el MEP se mantuvieron al alza a lo largo de toda la rueda y terminaron con una suba del 1.5% y 1.6%, a niveles de $109,7 y $107,24 respectivamente. En este sentido, la brecha de los distintos tipos de cambios implícitos con respecto al oficial aumentó a niveles de 55/53% con respecto al 44/49% que veíamos el lunes. Mientras tanto, en el mercado paralelo el dólar se ubica ya en $129 llevando la brecha a niveles de 83%.

En el segmento mayorista, vimos un volumen muy bajo de apenas USD 135 millones. Nivel que se espera se mantenga este viernes en el marco del feriado norteamericano. En el mercado de futuros, en tanto, se registró un volumen de negocios total de USD 48 millones. En este marco, el dólar cerró en $70,56 manteniendo las correcciones diarias esta vez de seis centavos. Las pantallas minoristas, por su parte, reflejan un dólar en poco más del $74 con el solidario alcanzando los $95.

Con respecto a las principales acciones argentinas, el S&P Merval terminó con una baja de apenas 0.6% ubicándose en los 39.597 puntos. Recordemos que  la incertidumbre acá no es menor en cuanto al proyecto tanto político como económico y en el marco de la restructuración de la deuda. Las negociaciones irán definiendo en parte la tendencia, si bien no se deja de prestar atención a los efectos del endurecimiento de la cuarentena y los últimos datos económicos que no hacen más que confirmar la profundidad de la crisis económica.   Centrándonos en los movimientos del panel líder, los rojos fueron encabezados por PAMP, GGAL, BMA y TXAR en 3.5%, 2.8%, 1.9% y 1.7%, respectivamente. Del otro lado, las subas fueron encabezadas por VALO (+6.5%), EDN (+3.8%), TGNO4 (+2.6%), YPF (+2.4%).

Mercado Internacional

En el plano internacional, la tendencia fue mayormente positiva con la llegada de los datos de empleo en Estados Unidos. Según las cifras oficiales, se crearon un récord de 4.8 millones de empleos en junio cuando se proyectaba que se crearan apenas 2.9 millones de empleos. Con estos números, y para sorpresa del mercado, la tasa de desempleo cayó a 11.1% por debajo del  13.3% de  mayo, y menor al  12,4% esperado. “El anuncio de hoy demuestra que nuestra economía está repuntando. Se está volviendo extremadamente fuerte”, dijo el presidente Donald Trump tras publicarse los números.

En este contexto, el optimismo por una rápida recuperación en el mercado laboral impulsó las ganancias de este jueves. El Dow Jones aumentó 0.5% y tocó un nuevo record en 10.207 puntos. Mientras que, el S&P500 y el Dow Jones sumaron 0.5% y 0.4% respectivamente, a niveles de 3.130puntos y 25.827 puntos respectivamente.

Entre las principales plazas europeas, observamos importantes subas desde el comienzo de la jornada. El IBEX35 español lideró la tendencia con una mejora del 3.8%, seguido del MIB italiano y el DAX alemán en 2.9% y 2.8% respectivamente. A su vez, el CAC francés y el FTSE100 ingles aumentaron 2.5% y 1.3%, en igual orden. La mejora se dio a pesar de que la tasa de desempleo de la Zona Euro pasara del 7.3% al 7.4% en mayo. Esto se debe a que la suba fue menor a la esperada en el contexto de la pandemia, y entendiendo que los países europeos ya están volviendo a la “normalidad”.

Es importante aclarar que si bien se apuesta a una recuperación a nivel global, reflejado en la suba del petróleo en las últimas ruedas alcanzando los USD 40.31 por barril, el riesgo de un rebrote permanece latente. En este sentido, los rendimientos de los bonos del tesoro americano se mantienen en 0.67% y el DXY –Index- aumentó a los 97.21 puntos.

Para los títulos europeos de largo plazo, la tendencia fue negativa. Los bonos italianos (1.21%) y los españoles (0.45%) retrocedieron 6pbs y 5pbs, respectivamente. Por otro lado, los bonos alemanes y los británicos cayeron 4pbs y 2pbs a -0.43% y 0.19%, en igual orden.