Boggiano: gran oportunidad de compra para el oro

Por MIguel Boggiano

Que el oro cayera un 4,4% desde el máximo del 4 de septiembre, puso nervioso a más de uno.

Otros instrumentos relacionados con el oro cayeran con más fuerza, como el ETF de mineras de oro, el GDX, que bajó casi un 13% en el mismo periodo.

Por eso, les preparé esta nota especialmente, tanto para los que ya invirtieron como para los que no, porque creo que puede hacerles ganar mucho dinero.

En primer lugar, les quiero contar qué pasó desde que lanzamos nuestra primera versión del informe, el 18 de junio pasado.

Desde ese momento, el oro tuvo una subida impresionante. Hoy está 11% arriba, y llegó a estar casi 16%.

Quienes compraron el informe en ese momento y aplicaron nuestra estrategia más agresiva, hoy se encuentran con una ganancia de casi el 60%.

Cierto es que la baja de corto plazo en el precio del oro ha impactado negativamente en la estrategia. Es decir, tenían ganancias aún más altas y ahora se han reducido, aunque estar ganando un 60% no está nada mal.

Sin embargo, entiendo también que esta no es la situación de todos, ya que no todos entraron al mismo tiempo en la estrategia. Incluso, hay algunos que entraron a principios de septiembre y hoy se encuentran en terreno negativo.

Lo que hoy les quiero dejar en claro es que las razones por las cuales el oro va a ser una de las mejores inversiones para los próximos años, siguen totalmente vigentes. De hecho, ahora estas razones son incluso más contundentes que en junio.

Las idas y vueltas en la guerra comercial entre China y EEUU se llevan las portadas de los diarios financieros. Pero hay mucho más debajo de la superficie.

Hoy les quiero compartir tres argumentos centrales que no deben pasar desapercibidos y que harán que muy pronto el oro vuelva a subir con fuerza.

(1) La política monetaria de Bancos Centrales.
(2) El aumento de inversiones en ETFs de oro.
(3) Las compras de oro de los Bancos Centrales.

Les voy a comentar brevemente cada uno.

(1) La política monetaria de los Bancos Centrales.

Como les dije una gran cantidad de veces, hoy la mayor enfermedad que tiene el mundo es la descomunal burbuja crediticia que hay a nivel global.

¿A que no saben qué se les ocurrió a los Bancos Centrales para solucionar este problema?

Seguir emitiendo papel moneda para comprar deuda y dar mayores estímulos monetarios a la economía (los cuales muestran ser cada vez menos efectivos).

Más allá del desastre que van a terminar provocando, esto sin dudas va a jugar a favor del oro.

La Reserva Federal de EEUU está dispuesta a seguir inyectando dinero en la economía y a continuar bajando las tasas de interés. El Banco Central Europeo, por su parte, se está moviendo en la misma dirección, junto con sus pares de otras partes del mundo.

Claro, esto sucede porque todavía seguimos con la creencia de que la inflación ha muerto y los Bancos Centrales creen que pueden seguir emitiendo de manera indefinida. Pretenden emitir “de manera controlada”, mirando de cerca si la inflación aflora. El problema es que no hay medias tintas. Es como estar “un poquito embarazada”.

Muy probablemente el futuro cercano les muestre lo equivocados que están.

(2) El aumento en inversiones en ETFs de oro.

Los flujos de dinero hacia estos instrumentos continuaron durante septiembre (pese a la caída del precio del metal), con inversiones por 3.900 millones de dólares, lo que hizo que estos fondos aumentaran sus tenencias en oro alcanzando máximos históricos (2.808 toneladas).

(3) Las compras de oro de los Bancos Centrales.

Creo que no hay mejor argumento para comprar oro que ver qué es lo que están haciendo los Bancos Centrales.

Y lo cierto es que no paran de comprar oro.

En el siguiente gráfico podemos ver el aumento en las tenencias agregadas (en toneladas) de los Bancos Centrales de todo el mundo, alcanzando las 34.400 toneladas a mitad de 2019:
Rusia, China, Turquía, Polonia, Kazajistán, India y Qatar son los países que más oro están comprando en 2019.

Pero hay algo también importante: los países que tienen grandes cantidades de oro como EEUU, no están vendiendo sus reservas.

En definitiva, estoy convencido que el oro recién está empezando a subir. La baja de las últimas semanas lo único que ha hecho es crear una nueva oportunidad de entrada. Creo que es muy probable que en 2020 veamos al oro por encima de su máximo histórico de $1917.90 alcanzado en agosto de 2011. Eso significaría casi un 30% por encima del precio de cierre del viernes pasado.

Quienes están comprados, deben estar tranquilos y recordar: esta es una inversión de mediano plazo.