WOW! se viene una low cost de alquiler de autos

De los creadores de Flybondi, este año comenzará a funcionar WOW Rent a Car, planea facturar us$5 millones en su primer año, y establecerse en todos los puntos turísticos nacionales en los que “sí o sí necesitás auto para visitar”. 

“La idea surgió hace un año y medio, luego de recorrer con Flybondi las principales ciudades del país”, relata Julián Cook -accionista y vicepresidente de FlyBondi.

“El mercado aéreo argentino estaba subdesarrollado, y mucho, antes de la llegada de Flybondi y el mercado low cost, pero el de los autos de alquiler es mucho peor. Hoy sólo hay 15.000 vehículos, contra 30.000 de Chile y 700.000 en Brasil. Argentina tendría que tener cuatro o cinco veces más”, estima.

“Vamos a hacer lo mismo que con los aviones, pero con este mercado”, promete Cook.

La idea de Wow es llegar con servicios a los principales puntos turísticos de la Argentina. “En todos necesitás auto: Salta, Mendoza, Bariloche, Jujuy y Córdoba. Quizás no tanto en Iguazú. Y como la oferta es tan mala, o inexistente, mucha gente sigue manejando desde lejos para llegar”, dice Cook. En principio, Wow tendrá acuerdos por paquetes con Flybondi, pero no descartan sumar a otras aéreas y empresas del sector turístico.”

El empresario relata que en general, a nivel global, la experiencia de alquiler de autos no cambió en los últimos 20 años.

“Uno llega, tiene que hacer cola, esperar más de media hora. Se hacen muchos trámites con el pasaporte o el documento, alguien te da una llave… Con la tecnología que existe hoy y la experiencia de las empresa de car sharing, es evidente que se puede hacer todo mejor, más ágil y friendly, además, con menos costos. Wow se va manejar desde una app que te dirá dónde está el auto, lo abrís desde el teléfono y te vas. Todo más eficiente. Vamos a tener locales en los aeropuertos y en el centro de las principales ciudades. Apuntamos al mercado turístico y no vamos a competir con el car sharing.”

La charla con Julián Cook anticipa un fuerte cambio en un mercado hasta ahora cerrado,  rígido en cuanto a pasos y de altísimos costos para el usuario; la reconversión del mercado de las cuatro ruedas de alquiler.