Sony Xperia XZ3, curvas de alta gama alta

Sony se caracteriza por ser pionera en el segmento de los smartphonescon sistema operativo Android. Muchas de las características destacadas de las que presumen hoy en día una gran pate de los móviles que se ofrecen en el mercado, fueron diseño y estreno de Sony, como los smartphones resistentes al agua antes que ningún otro fabricante, la cámara lenta a 960 fps, la grabación de vídeo 4K HDR, y otras tantas funciones.

Ahora la empresa japonesa vuelve a la carga con su último tope de gama, el Sony Xperia XZ3, un teléfono que rompe moldes dentro de la compañía por muchas razones, y todas las vamos a conocer a continuación, pero, a grandes rasgos, destacan su primera pantalla con tecnología Oled y con los bordes curvos.

Este nuevo móvil de Sony no es el tope de gama de la firma, porque ese honor lo ostenta el Xperia XZ2 Premium, pero es igualmente un móvil que se puede ubicar en la gama más alta del mercado. De hecho, su diseño ahora es incluso mejor que el de sus predecesores, que ya habían ofrecido un cambio importante en el diseño, abrazando el concepto todo pantalla aún más extremo y ofreciendo por primera vez la combinación de tecnología Oled con la de unos bordes curvados. Esta pantalla tiene un gran tamaño de seis pulgadas y, gracias a esos bordes curvados, podemos ejecutar nuevas acciones, dependiendo de la forma en que cojamos el teléfono y cómo lo toquemos con la yema de los dedos en los laterales, debido a la nueva tecnología Side Sense.

Así, podremos ejecutar la app de cámara u otras funciones con una sola mano, solo deslizando los dedos por el lateral. Así que se estrena en el segmento de los móviles con pantalla curva, donde sus principales competidores van a ser los Samsung Galaxy S9 y Note 9. Además, su tecnología Oled, extraída directamente de los televisores Bravia de la marca nipona, permite disfrutar de una calidad de imagen sin precedentes en un móvil. Igualmente, gracias a esta tecnología se puede disfrutar del modo de pantalla Always On, que permite tener siempre encendida la pantalla con información básica como la hora y la temperatura.

Pero este nuevo Xperia XZ3 además se anima a un diseño más agresivo, a la par que elegante, ya que nos ofrece un diseño curvado, de líneas naturales y en las que encaja perfectamente la pantalla curva. Está acabado en cristal en la parte trasera, lo que le da un aspecto aún más prémium, e incluso, más importante, permite cargar el móvil de forma inalámbrica gracias a ello. También la paleta de colores disponible ha aumentado respecto de otros modelos anteriores.

Y a todo esto le sumamos que el nuevo Sony Xperia XZ3 es capaz de integrar el procesador más potente del momento, como es el Snapdragon 845, así como una de las mejores cámaras de fotos. Algo con mucho mérito si tenemos en cuenta que Sony vuelve a confiar en un solo sensor de 19 megapíxeles, cuando la mayoría de sus competidores integran cámaras duales.

No faltan parlantes estéreos un 20% más potentes, sonido de alta definición o Bluetooth LDAC. Algo que se ha demostrado ya en otros casos que no es problema para obtener excelentes fotos. Estamos, por tanto, ante el móvil de Sony más revolucionario de los últimos años por bastantes razones, como su tecnología Oled de pantalla, la curva de esta, el diseño aún más “todo pantalla” así como los nuevos colores, mucho más atrevidos que los de sus predecesores.

Sin duda, el Sony Xperia XZ3 tendrá que competir con algunos “pesos pesado” del segmento de akta gama, especialmente los teléfonos de Samsung con pantalla curva como el Samsung Galaxy S9+, que además se jacta de una resolución QHD+, así como la cámara de fotos con apertura variable. Otro es el Samsung Galaxy Note 9, la alternativa con pantalla curva aún más grande, que hereda la cámara del S9 y un lápiz S-Pen, con Bluetooth integrado que puede ejecutar diferentes tareas con su botón… bella tecnología para darse el gusto.