Sin dictamen para la Ley Base, la oposición le volvió a marcar la cancha al Gobierno en el Congreso y Milei dejó su advertencia: «Voy a vetar»

Sin dictamen para la Ley Base, la oposición le volvió a marcar la cancha al Gobierno en el Congreso y Milei dejó su advertencia: «Voy a vetar»

Mientras el Senado sigue analizando la Ley de Bases, que aún no tiene asegurado un dictamen de mayoría, y mientras parece empantanarse el debate por el paquete fiscal, la oposición volvió a marcarle la cancha al Gobierno con una mayoría en el Congreso. Bloques dialoguistas y el kirchnerismo forzaron el debate por el presupuesto universitario y la restitución del Fondo Nacional de Incentivo Docente (FONID) en Diputados, donde también crece la amenaza para el Ejecutivo de una jugada unificada por la movilidad jubilatoria.

En este contexto, Javier Milei dejó su propia advertencia para el parlamento: «Cualquier proyecto que manden desde el Congreso que quiera romper la caja se los voy a vetar.«, dijo el Presidente, que ya pospuso la firma del Pacto de Mayo al demorarse la sanción de las reformas.

Pese al rechazo de La Libertad Avanza y el PRO, hubo quorum y Diputados aprobó este martes, en una sesión tensa, una moción conjunta de los bloques del radicalismo y de Unión por la Patria para emplazar a las comisiones para que este jueves den dictamen a los proyectos para la emergencia presupuestaria y la actualización automática de partidas para las universidades nacionales públicas de todo el país, y para hacer lo propio el martes que viene para el restablecimiento del FONID. La propuesta obtuvo 152 votos a favor y 81 en contra, en una Cámara en la que la mayoría simple se consigue con 129 diputados.

Fue la segunda señal en una semana: el miércoles pasado, en un plenario de las comisiones de Previsión Social y Presupuesto de Diputados, la oposición estuvo a punto de firmar un dictamen consensuado para establecer una nueva fórmula de movilidad jubilatoria y una recomposición para los haberes de los jubilados. Aunque el acuerdo se frustró a último momento, entre los bloques opositores -tanto dialoguistas como el kirchnerismo- continúan las negociaciones de cara a la sesión prevista para el próximo 4 de junio, que podría traerle otro dolor de cabeza al Gobierno nacional.

Javier Milei tomó nota. Luego de la sesión de este martes, el presidente mandó un mensaje directo al Congreso de la Nación: «Yo les aviso: cualquier proyecto que manden desde el Congreso, que quiera romper la caja y hacer volar este país por los aires, se los voy a vetar. Me importa tres carajos. Obviamente, lo van a hacer con fines electoralistas”, sostuvo el mandatario ante empresarios en el cierre del Instituto Argentino de Ejecutivos de Finanzas.

También se refirió a la demorada sanción de la Ley de Bases y la reforma fiscal, que el Gobierno busca tener dictaminadas esta semana en las comisiones del Senado, para poder llevar los proyectos al recinto la semana próxima.

“Si el Congreso no me saca ahora las reformas estructurales, no me importa. Lo voy a volver a intentar. Lo voy a internar todas las veces que pueda. Y si no me la dejan pasar, la paliza electoral que le vamos a dar el año que viene va a ser que cambie la composición del Congreso y pasemos todas las reformas. Y no solo eso. Además tenemos las 300 reformas del DNU. Y les cuento algo. Tenemos todavía pendientes 3200 reformas. Tarde o temprano las vamos a hacer. No me importa cuánta voluntad tenga de bloquear la política sucia. La vamos a hacer», dijo Milei, que este miércoles encabezará otro acto en el Luna Park, donde presentará su último libro.