Rechazo de bancos a baja de plazos en tarjetas

Rechazo de bancos a baja de plazos en tarjetas

Representantes de cámaras de tarjetas de créditos y de entidades bancarias manifestaron su rechazo a los proyectos de ley sobre plazos en las tarjetas de crédito y débito.

Estas iniciativas legislativa buscan disminuir los plazos en los que se efectivizan en los comercios las ventas concretadas con las tarjetas.

Uno de los proyectos -presentado por el diputado del Frente de Todos, Carlos Ponce- impulsa que los bancos acrediten de manera inmediata a los comercios las compras con tarjeta de débito.

La banca y las tarjetas de créditos cobran en el acto el monto de la operación pero demoran en concretar la acreditación entre 48 y 72 horas.

Este lapso constituye el centro del reclamo impulsado por las pymes comerciales que piden que se realice en forma inmediata.

A este se suman otros proyectos, como los presentados por los diputados del Frente de Todos, Ariel Rauschenberger, y de Juntos por el Cambio, Alvaro Gonzalez.

Ellos proponen en diferentes iniciativas cambios en los aranceles y los plazos para acreditar las compras.

Plenario de Comisiones de Finanzas y Comercio

Los representantes de las cámaras de tarjetas y bancos expusieron sobre estas iniciativas ante las comisiones de Finanzas y Comercio de la Cámara de Diputados.

Las mismas las presiden las legisladora del Frente de Todos, Fernanda Vallejos, y la radical Gabriela Lena.

Vallejos dijo que “es la aspiración de esta presidencia poder construir en el diálogo la mejor respuesta posible a los temas que estamos abordando”.

“Sin perder de vista que, lógicamente, los actores involucrados son de envergadura diversa”, señaló la diputada.

En el sector privado, el presidente de la Asociación de Bancos de capitales Argentinos (Adeba), Javier Bolzico, manifestó su rechazo y aseguró que el proyecto “es impracticable”.

Ya que “no se puede acreditar las compras de débito en forma inmediata por cuestiones operativas”.

Y señaló que tampoco se puede acelerar el pago en el caso de las tarjetas de crédito.

La razón que esgrimió fue que ” los bancos financian en 15 días el pago a comercios en relación a cuando le cobran a los usuarios”.