Puma cierra la mitad de sus tiendas en China por el virus

Puma, la empresa especialista en accesorios, ropa y calzado deportivo, alertó que el coronavirus ha tenido un impacto “considerable” en sus negocios en China, debido a las restricciones impuestas por las autoridades de ese país, para contener su avance, según informa Europa Press.

La compañía alemana comunicó que permanecen cerradas más de la mitad de sus tiendas, ya sean operadas de forma directa como las gestionadas por sus socios.

Bjorn Gulden, consejero delegado de la empresa, avisó que, debido a la menor afluencia de turistas chinos, sus negocios en otros mercados asiáticos también se han visto afectados.

“Dada la actual incertidumbre en torno al virus es, por supuesto, imposible predecir su impacto en el negocio. Haremos todo lo que podamos a corto plazo para minimizar el daño y seguimos siendo positivos a largo plazo con respecto a la industria y Puma”, remarcó el primer ejecutivo de la empresa.

La previsión de Puma es que la situación que está atravesando China se normalizará a corto plazo y podrán alcanzar los objetivos financieros que tienen fijados para el conjunto de 2020.

La compañía tuvo un beneficio neto durante 2019 de 262,4 millones de euros, un 40% más que el año anterior. Los ingresos procedentes de la división de calzado crecieron un 16,8%, mientras que la ropa deportiva avanzó un 22,6%, lo que supone una facturación de 2.500 millones de dólares. Por su parte, el área de accesorios alcanzó un incremento del 13,5%.

Por áreas geográficas, fue precisamente en Asia-Pacífico dónde más creció, con un aumento del 26%, hasta 1.556,9 millones de euros. Le sigue de cerca América, donde sus ingresos experimentaron un aumento del 20,6%, es decir, 1.944 millones de euros de incremento.