Desplazaron al Jefe de Inteligencia de la Policía Bonaerense

 La Gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, desplazó al titular de la Superintendencia de Inteligencia Criminal de la policía bonaerense, Héctor Puente, tras los ataques al Ministerio de Seguridad de la provincia y la sede de la gobernación que se registraron el jueves, se confirmó oficialmente.
“La decisión de desplazarlo ya se venía analizando desde hace un tiempo, porque no había conformidad con su trabajo”, consignaron fuentes oficiales.
Si bien aclararon que su desplazamiento no está directamente vinculado al ataque con bombas incendiarias que sufrió la sede ministerial el jueves último en La Plata, éste hecho habría acelerado la separación de Puente.
El jueves, una serie de episodios violentos tuvieron lugar en el centro de La Plata: un ataque a dos autos frente a la sede del ministerio de Seguridad bonaerense; una bomba molotov arrojada hacia el interior del Anexo del Senado provincial; roturas y pintadas realizadas a una sucursal del Banco Galicia del centro platense y una botella con nafta arrojada hacia el interior del despacho del jefe de Gabinete bonaerense, Federico Salvai, en la sede de la Gobernación.

 El pasado viernes, en una rueda de prensa, el ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, consideró hoy como “premeditado” el ataque a los autos frente a la sede de esa cartera y sostuvo que existen “dos hipótesis” investigativas, una de ellas que apunta a que se trató de un “desprendimiento” de una marcha en reclamo de la aparición con vida de Santiago Maldonado y otra vinculada a medidas tomadas por la gestión provincial que afectan “intereses” vinculados con “mafias, parte del sistema policial y el narcotráfico”.

El comisario general Héctor Valentín Puente, oriundo de Tandil, estaba al frente de la Superintendencia de Inteligencia Criminal desde abril de 2016. En la última semana, el Ministerio de Seguridad bonaerense exoneró a 12 jefes policiales condenados por delitos de lesa humanidad, entre ellos el represor Miguel Etchecolatz, y pasó a retiro a 51 comisarios.