“Nadie invertirá donde no se sabe quién manda”, afirmó Willy Kohan

Este jueves 19 de septiembre en el marco de la segunda jornada de la 57ª Asamblea General Ordinaria de Adepa, que reúne a los editores y dueños de los principales medios de comunicación del país; los periodistas y analistas Guillermo Kohan e Ignacio Zuleta brindaron una conferencia denominada “Escenario Político y Económico 2019”, moderados por el prosecretario de redacción del diario El Liberal, Rafael Fano.

“Nadie invertirá donde no se sabe quién manda”, afirmó Willy Kohan

El periodista de Radio Mitre y La Nación + trazó un agudo análisis del estado de la economía, y señaló que “no hay poder político en la Argentina y nadie invertirá donde no se sabe quién manda”.

Kohan agregó que “la Argentina ha estado muchas veces en el fin del mundo. Es evidente que estamos en una flor de crisis financiera. Los desajustes de los últimos diez años, la administración Macri, y la crisis política, generó una corrida financiera y un desajuste fiscal. Esto genera mucha incertidumbre. Con Macri y sin Macri”.

En el marco del escenario electoral de cara a las presidenciales de octubre, el periodista de Radio Mitre destacó que “Alberto carga con el veraz de lo que fue la última etapa de Cristina Kirchner, donde existía el cepo, la falta de inversión. Una pesadilla que se le repite a Macri en el final de su gobierno. Un escenario muy complicado”.

“No hay poder político en el presente. No se sabe quién manda. Y nadie trae plata a un lugar donde nadie sabe quién manda. El presidente no tiene poder político. Lo que hace es atajar los penales. ¿Cuánto hay en las reservas? Hoy parece que las reservas alcanzan para respaldar las deudas en dólares. El pasado y el presente generaron una tormenta perfecta. Los servicios están dolarizados. No es lo que debería corresponder sino porque se nos destruyó la moneda. Es en esta tragedia en la que está terminando Macri. Un escenario muy complicado”, dijo Kohan.

Control cambiario

El analista económico indicó que en este escenario, “el Gobierno tuvo que tomar las decisiones que tomó. Eso explica el control de cambios que trata de hacer el gobierno para que haya cada vez menos posibilidades de que los pesos se transformen en dólares. Entonces los pesos por bonos del gobierno que tenían que recibir inversores y empresas se van a pagar para adelante”.

Además, manifestó que “las empresas no pueden comprar dólares de reservas; se puede comprar por arbitrajes con bonos donde el que pone los dólares es el que los tenía, no salen del Banco Central. Ese dólar vale hoy unos $70 contra los 59 que valen los del Central. Cuando pasa esto, todos quieren el dólar más barato, las empresas que tienen que girar plata también quieren dólar a 60 pesos, y el gobierno tiene que ir cerrando la canilla y que esos dólares sigan respaldando los depósitos”.

Puntualizó que “esa es la única buena noticia en el medio de esta tragedia económica que está finalizando Macri. Pareciera difícil que vuelva a pasar lo del 2001: que se queden con los ahorros en dólares de los argentinos, ahora se quedaron con los pesos, el dólar de $40 a $60, eso lo que significa es haberse quedado con los dólares en pesos”.

“Se vive un combo triple que es que en realidad está estallando una situación que se viene acumulando hace mucho tiempo, pero con una realidad política muy particular donde el pasado, el presente y el futuro hoy parecen una tormenta perfecta”, graficó el periodista.

Para Zuleta, “todos los sacrificios los hizo el peronismo para no cargar con la cadena de derrotas que viene sufriendo desde 2009”.

Luego fue el turno del agudo análisis político de Ignacio Zuleta, quien centró su reflexión en los principales datos que surgieron de las elecciones de agosto pasado. “Las campañas políticas no lograron cambiar la tendencia estructural del voto. Lo que ocurrió el 11 de agosto es una ratificación del peronismo y también una ratificación del voto no peronista que es un tercio de la Argentina, y eligió a Macri. Cuando el peronismo no se une, se le puede llegar a ganar. La novedad de este round es la unidad del peronismo, que es lo más novedoso de estos cuatro años”, señaló.

El columnista de Clarín también detalló que en agosto no hubo una elección y consideró que la contienda está abierta, porque no hubo competencia entre fuerzas políticas. Zuleta se enfocó también en la disputa de poder dentro del peronismo. “Es la liga de gobernadores que lidera Schiaretti, que gobierna el mayor distrito del país dentro del peronismo luego de Buenos Aires. Ese sector se dio cuenta que si no se unía iba a perder. La bajó a Cristina Fernández, lo bajó a Schiaretti, hizo la amenaza de listas cortas en algunas provincias. Todos los sacrificios los hizo el peronismo para no cargar con la cadena de derrotas que viene sufriendo desde 2009”.

El Litoral, Corrientes