Mercados globales concluyen mixtos

Finaliza una jornada sin una tendencia definida, con el foco puesto sobre los avances en el plano político (europeo), y a la espera del puntapié inicial a la temporada de balances americanos.

Wall Street concluyó en rojo. El Dow Jones (26.143 puntos), y el Nasdaq (7.947 puntos) cayeron hasta 0.2%, mientras que el S&P500 (2.888 puntos) se mantuvo neutro. Sin embargo, en el viejo continente, las plazas principales culminaron al alza –impulsadas por el aplazamiento del Brexit-. Puntualmente, el CAC40 y el IBEX35 español treparon 0.7% y 0.4%, mientras que el DAX alemán y el MIB italiano lo hicieron solo en un 0.2% y 0.1%. No obstante, el FTSE100 británico cedió un 0.1%.

Por el lado de las tasas, el rendimiento del bono norteamericano a diez años avanzó cerca de cuatro puntos básicos para ubicarse alrededor de 2.50% anual. Por su parte, las tasas a diez años españolas e italianas cedieron tres puntos básicos en promedio para colocarse en 2.37% y 1.01%, mientras que las tasas a igual periodo alemanas y británicas avanzaron uno y cinco puntos básicos para girar en torno a -0.006% y 1.15%, respectivamente.

Cabe destacar que esta mañana el nuevo Presidente del Banco Mundial, David Malpass, afirmó que hay demasiada deuda flotando en todo el mundo, y culpa a China de ello. Antes de asumir la presidencia, Malpass había criticado los préstamos del Banco Mundial a China y pidió al país ser más transparente con respecto a sus programas de créditos multimillonarios para naciones pobres.

Dentro de las monedas, el Dollar Index –DXY- continuó la senda alcista y se fortaleció un 0.3%, colocándose en 97.2. Lógicamente, el Euro (1.13), el Yen (111.64) y la Libra (1.31) se depreciaron entre 0.1-0.6% frente a la divisa norteamericana.