Enfoque. Los “espacios desatendidos” de la bancarización

En lo que va del año, se bancarizaron 668.000 personas. Sin embargo, a contramano de la región, Argentina no sólo cuenta con los índices más bajos de inclusión financiera, sino que sus índices de crecimiento de bancarización, son negativos.

Según el Banco Mundial, entre 2014 y 2017, Chile, Brasil, Uruguay, Perú, Colombia, Ecuador y Bolivia lograron reducir su porcentaje de población no bancarizada, sin embargo Argentina, en el mismo lapso, incrementó su tasa de “excluidos financieros” en más de dos puntos (del 50 al 52%). Y los que se “desbancarizaron” fueron mayormente los más pobres, ampliando la distancia con los más acomodados.

La mala performance de la banca argentina en este sentido, lleva a las empresas de tecnología a mostrar la evolución en lo que respecta a inclusión financiera, a través de la utilización de herramientas de Big Data aplicadas para personalizar la oferta a los usuarios.

“Estos números se van revirtiendo. En lo que va del año 668.000 personas se bancarizaron, entre los cuales el 51% accedió a tarjetas de crédito, el 40% a préstamos bancarios y el 9% a una cuenta corriente. En cuanto a la situación actual de cumplimiento de pago el 75% tiene una situación normal, el 2% tiene un atraso de 31 a 60 días, el 2% tiene un atraso de 61 a 90 días, el 10% tiene un atraso mayor a 90 días y el 11% no ha utilizado el producto adquirido”, expresó expresó Eduardo Traverso Managing Director de Equifax para Argentina.

El porcentaje de no bancarizados en el país, nada tiene que ver con el porcentaje de digitalizados. En Argentina, desde hace unos años, la estimación es que todo individuo de 10 años de edad o más tiene una línea de telefoníoa móvil, independientemente de su condición socio económica. Y  asu vez esa línea móvil, está instalada en un dispositivo con al menos mínimas prestaciones digitales de mensajería.

En este escenario en el que los canales digitales sostienen una relevancia absoluta, -esto aplica para todas las industrias- el desafío del segmento bancario y financiero, es combinar exitosamente las soluciones digitales, con el mundo físico (que es analógico) y con la información acerca del comportamiento digital de las personas.

“Ayudamos a nuestros clientes a encontrar micro segmentos de mercado desatendidos, creando insights más potentes para atacar los problemas tradicionales con nuevas respuestas y metodologías y damos soluciones a nuevos problemas, como optimizar la oferta a la hora de ofrecer un nuevo producto digital”, dijo Jonathan Rubin Designers Manager bajo la Dirección de Data & Analytics de Equifax,  organización desde la que sostienen que una de las claves de la evolución, en lo que respecta a la inclusión financiera reside en identificar audiencias digitales, “targetizarlas” y así -con esfuerzos vien dirigidos- llegar de acuerdo a su perfil, a cada potencial usuario.

Sobre Equifax

Equifax es una empresa proveedora de soluciones de información a nivel global que utiliza datos únicos y confiables, analítica innovadora y un profundo conocimiento de la tecnología y de la industria para empoderar a organizaciones e individuos en todo el mundo mediante la transformación de dicho conocimiento en información que les ayudará a hacer mejores negocios y tomar mejores decisiones. Nuestra compañía organiza, asimila y analiza información de más de 820 millones de consumidores y más de 91 millones de empresas alrededor del mundo, y sus bases de datos incluyen información de empleados aportada por más de 7.500 empleadores.

Equifax opera o tiene inversiones en 24 países en América del Norte, América Central y América del Sur, Europa y la región Asia Pacífico. Es un miembro del Índice Standard & Poor (S&P 500 Index®), y sus acciones se cotizan en la Bolsa de Valores de Nueva York (NYSE) bajo el símbolo EFX. Equifax cuenta con aproximadamente 9.700 empleados en todo el mundo.