Horario extendido para bancos: gremio lo rechaza

El Banco Central, a través de la normativa A 6457, habilitó a los bancos y financieras a crear sucursales que, además de servicios propios, ofrezcan los de terceros, como cafetería, wi-fi, librería, etcétera.

Se trata de un modelo que busca hacer de estas filiales un ámbito en el que se brinden mayores prestaciones, gracias a la tecnología, y en la que hasta se pueda hablar por teléfono o usar una computadora, acciones vedadas en las sucursales tradicionales.

A esto hay que sumarle que el BCRA habilitó a los bancos a estipular horarios especiales en días hábiles e inhábiles con miras a brindar una mejor atención de sus clientes. Abriendo las puertas incluso durante los fines de semana.

Según el Decreto 2.289/76, la jornada laboral debe ser de 7.30 horas para el personal, de lunes a viernes. Pero la entidad que dirige Guido Sandleris entiende que “se hace necesario otorgar una mayor flexibilidad en los horarios de atención bancaria para aumentar la oferta de servicios financieros disponibles en las sucursales”.

La Asociación de Bancos de la Argentina (ADEBA) espera que se abran los convenios colectivos de trabajo, aunque manteniendo que los horarios de atención al público, de cinco horas, sea el mínimo, al igual que la atención de lunes a viernes.

Para ello, espera que se modifiquen los decretos 2.289/76 y 262/86, que limitan la jornada a siete horas y el horario de atención al público a cinco horas diarias (de 10 a 15), además de prohibir las actividades los fines de semana y feriados.

La réplica de los gremios no se hizo esperar. Según fuentes de La Bancaria, se trataría de “una forma de conseguir la flexibilización de manera sectorial luego de que el proyecto de ley de reforma laboral fracasara en el Congreso”.

El sindicato dirigido por Sergio Palazzo también se muestra en contra de las corresponsalías bancarias, es decir, la posibilidad de que farmacias, estaciones de servicio, quioscos y otros comercios puedan ofrecer servicios financieros.

“Se trata de un total avasallamiento del convenio laboral que rige la actividad de los bancarios”, agregaron desde el gremio, quienes afirman que el sector creció 170% en el último año e igual atenta contra el trabajador.

En una carta, firmada por el propio Palazzo, La Bancaria adelanta que en caso de que siga el intento de extender el horario de atención se llegará a un “conflicto de gran magnitud producto de una actitud anti sindical ejercida por la patronal”.