El desempleo subió a 9,1%, representa 350.000 nuevos desocupados en 2018

El desempleo subió casi dos puntos y cerró en 2018 en 9,1%.  Si bien la tasa de desocupación no llegó a traspasar el techo psicológico de los 10 puntos  la barrera como estimaban algunos estudios privados, el registro es el peor cuarto trimestre desde 2005.

Según el estudio “Mercado de trabajo. Tasas e indicadores socioeconómicos” difundido por el Indec, se sumaron más de 350.000 desocupados nuevos en un año si se proyectan los números del Indec a todo el territorio nacional urbano.

Según esas mismas proyecciones, cuya población económicamente activa (PEA) llega a 18.512.934 de personas en el territorio urbano (excede el relevamiento del Indec en 31 aglomerados), en el país hay 1.684.676 de desempleados.

El año pasado, eran 1.332.931. Esto significa que se sumaron 351.745 son nuevos desocupados.

El Gobierno reconoció a través de varios ministros en los últimos días que el empleo había caído fuertemente en noviembre y en diciembre.

A la par, tanto el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, como su par de Hacienda, Nicolás Dujovne, afirmaron que en enero la economía, según ellos en recuperación, ya habría comenzado a generar nuevos puestos de trabajo. 

Todavía no existen ni en el Indec ni en los registros de Anses datos que los avalen.