El aumento en a pólizas de seguros automotor aumentó hasta el 82% en algunos casos

El aumento en a pólizas de seguros automotor aumentó hasta el 82% en algunos casos

Costos. Aunque el promedio anual fue de 47%, hubo casos en los que el aumento fue de 82%; las aseguradoras dicen que es por el encarecimiento de los autos y de los repuestos

Un propietario de un auto de gama media en la ciudad de Buenos Aires pagó $5400 de seguro contra todo riesgo en diciembre de 2020; en enero se sorprendió con que ese precio se lo habían actualizado a $7400 y, cuando había asimilado ya ese costo, esta semana recibió el aviso de que deberá pagar por la misma póliza $8944. Su caso no fue el único, ya que eso sucede a nivel general, debido a que las aseguradoras ajustan ese valor de acuerdo con el precio de los autos, que en el último año aumentaron por encima de la inflación.

Al llamar a su aseguradora, el propietario en cuestión recibió en enero la respuesta que, con diferentes valores, recibían la mayoría de los clientes: su auto estaba cotizado a mediados de 2020 en $882.000 y a fin de ese año pasó a costar $1.312.500. La semana pasada volvió a reclamar y la contestación fue que el valor asegurado había pasado de $1.312.500 a $1.533.000.

Al aumentar la suma asegurada, se incrementa la cuota.

En este caso concreto, la póliza en un año aumentó 65,5% y el auto, 73,5%, pero el promedio de los incrementos, según fuentes del sector asegurador, fue de 47%. Se trata de un promedio que, explican, debe ser tomado “con pinzas”, puesto que las compañías líderes, que son las que hoy responden en el caso de un siniestro, aplicaron alzas de entre 62% y 82%, mientras que las que ajustaron entre un 30% y un 45% muchas veces son insolventes. En tanto, la inflación interanual (a mayo de este año, último dato conocido) fue de 48,8%.

Guillermo Bolado, abogado y exvicesuperintendente de Seguros de la Nación, dijo que las tasas que cobran las compañías (es decir, los índices que se usan para cotizar una póliza en relación con el precio del vehículo) no aumentaron, pero que sí lo hizo el valor final de la póliza.

“La alta inflación y el aumento de la cotización del dólar libre impactan directamente en el costo de los seguros de los autos. Los vehículos (nuevos y usados) aumentaron su precio por encima de la inflación en el último año, pero los repuestos tuvieron incrementos aun mayores”, afirmó el especialista.

Además, Bolado destacó que a raíz de la inflación hace un tiempo que la actualización dejó de ser anual, para pasar en un primer momento a ser semestral, y luego, bimestral y hasta mensual. “En el rubro seguros de autos lo que se estila en todo el mundo es fijar un valor anual, dividirlo por 12 y cobrar ese importe resultante cada vez. Pero actualmente eso acá se hizo impracticable”, comentó.

Incremento en el precio delos autos

Roberto Sala, productor de seguros y expresidente de la Asociación Argentina de Productores Asesores de Seguros, explicó que el motivo principal del aumento de pólizas es el incremento del precio de los autos.

“Aun así, lo que se ve en el mercado es que el ajuste de los seguros estuvo en todos los casos por debajo del porcentaje de actualización del valor de los autos, que tuvieron un incremento promedio interanual de 60%.

Hay tanta competencia en esta actividad, que se hizo muy difícil aumentar más, y algunos, para captar clientes, ajustaron lo mínimo”, señaló.

Además, Sala remarcó que mientras que el aumento promedio de los autos fue de 60%, como se dijo, el de los repuestos fue de 118%. “A eso hay que agregarle el problema de los faltantes de productos importados.

En el caso de las cubiertas, por ejemplo, solo en el primer semestre de este año se encarecieron 48%”, destacó. Por el lado de las obligaciones, en tanto, se aumentó el monto máximo por responsabilidad civil, que pasó de $10 millones a $17 millones”, afirmó.

Gonzalo Santos Mendiola, presidente de la Asociación de Compañías de Seguros, confirmó que el precio de las pólizas subió y enumeró las razones. “Es verdad que aumentaron las cuotas mensuales de los seguros, pero eso se viene como consecuencia del incremento del precio de los autos, de la devaluación y, en algunos casos, de incrementos impositivos”, detalló.

Y agregó: “También influye en el precio del seguro el aumento de la frecuencia siniestral, que este año ya alcanzó los niveles previos a la cuarentena”.

Según contó Bolado, la endeble situación del sector ya se evidenciaba en 2019, pero la pandemia de coronavirus dejó todo en pausa.

“Durante la cuarentena estricta la siniestralidad bajó.

Los asegurados que no utilizaban los rodados solicitaron descuentos y las aseguradoras accedieron. Se desató una guerra de tarifas. Hoy no sólo suspendieron los descuentos que habían otorgado, sino que aumentaron los precios para cubrir los mayores costos de reposición”, remarcó el especialista.

Por otra parte, la crisis económica hizo que muchos asegurados bajaran sus coberturas. Quienes tenían “todo riesgo” ahora contratan “terceros completo”, y estos últimos se pasan a la cobertura mínima del seguro obligatorio. “Para mitigar los aumentos se han subido las franquicias a cargo de los tomadores.

Además, lamentablemente, hay quienes han dejado de pagar las coberturas y circulan hoy irresponsablemente sin seguro (se estima que casi un tercio de los vehículos expuestos a riesgos no tienen contratada póliza)”, refiere Bolado.

Existe además, otra cuestión por la cual muchas aseguradoras ajustaron sus cuotas. “Por la propia dinámica del negocio, las compañías se ven obligadas a guardar parte de las primas que abonan los clientes para hacer frente a los pasivos judiciales que esos negocios producen.

Hay que mantener el valor del dinero en el tiempo. Pero, dado el pobre mercado de capitales que tiene la Argentina, más del 50% de los activos financieros de las aseguradoras están expuestos a la volatilidad de los títulos públicos que emite el Gobierno”, explicó Santos Mendiola.

En este sentido, Bolado subrayó que actualmente hay una crisis de solvencia en el mercado asegurador.

“El Gobierno exigió a las empresas invertir en bonos del Estado, y esos bonos hoy valen 30% de su valor nominal. Entonces, es toda una ficción financiera. Si las compañías tuvieran que vender hoy los bonos para pagar los siniestros, perderían plata; entonces necesitan cobrarles más a los clientes por cada póliza, para tener solvencia”, concluyó el especialista.

Muchos asegurados, por la crisis, bajaron su nivel de cobertura, por ejemplo, de “todo riesgo” a “terceros completo

Datos de la póliza

8944 Costo del seguro para un auto de gama media es el precio en pesos que debió pagar un asegurado el mes pasado, cuando en enero de este año se lo habían actualizado a $7400.

60% Aumento promedio del precio de los autos es el porcentaje en que se ajustaron los valores de los autos el último año. en el caso de los repuestos, el alza fue de 118%, según las aseguradoras.

Fuente: La Nación