El ABL se ajustará todos los meses por la inflación

El proyecto de Presupuesto porteño para el 2020 prevé alcanzar “déficit cero” en las cuentas públicas y que la tasa de ABL se ajuste de acuerdo con el índice de inflación del año próximo, y no con el de 2019, trascendió este lunes.

La iniciativa elaborada por la administración de Horacio Rodríguez Larreta también destinará el 51% de los recursos a políticas sociales, informa NA.

El proyecto prevé que la actividad económica mejorará 1% el año próximo y que el costo de vida subirá 34% en 2020.

El Gobierno porteño, reelegido en los últimos comicios, prevé ingresos por $480.833 millones y un superávit primario de $38.043 millones.

El Gobierno porteño promete modificar la metodología para calcular el impuesto inmobiliario y, según indicó, eso beneficiará a los propietarios de viviendas.

De esta forma, en lugar de proyectar el ajuste del ABL con la inflación de 2019, que se disparó alrededor del 52%, para el 2020 la actualización estará en línea con el costo de vida estimado del año próximo, del 34%.

Así, la tasa de ABL en la Ciudad no debería subir más de un 34% anual cuando se distribuyan las boletas en enero, lo cual, según fuentes del Gobierno porteño, permitirá un alivio en el impacto de este servicio que incluye alumbrado, barrido y limpieza. Pero además habrá un premio extra para quienes abonen la totalidad del ABL en enero.

Es que como el servicio se actualizará en forma mensual y de manera progresiva, los vecinos que paguen el impuesto anual por adelantado tendrán un ajuste de sólo 15%. Ese pago tendrá un efecto cancelatorio total, es decir, los vecinos no adeudarán más nada en el año.

Rodríguez Larreta busca así nutrirse de fondos frescos en el arranque del año para encarar obras y no tener dificultades financieras en la administración de la Ciudad.

Aquellos contribuyentes que sean buenos cumplidores pagarán en enero de 2020 un 6,6% menos que en diciembre 2019, de acuerdo con el cálculo realizado por el Gobierno porteño. El porcentaje surge de que esta categoría ya obtiene una quita anual del 10% cuando se cancela todo en un pago.

Pero quienes no figuren en la categoría de “buenos cumplidores” recibirán en enero de 2020 un aumento del 3,4% con respecto a diciembre 2019.

El Gobierno porteño precisó que para la primera cuota correspondiente a enero 2020 se tomará la inflación de agosto de 2019, que fue del 3,4% en la Ciudad.

Fuente: NA