Comentarios y proyecciones sobre la economía de la región

Analistas convocados por Reuters comparten su mirada sobre América Latina.

Para el caso argentino, desde Eco Go advierten que difícilmente la inflación del mes se ubique por debajo del 3 por ciento, lo que dejaría un trimestre con una cifra cerca de la zona del 10 por ciento.

“América Latina busca sacudirse de los efectos que causa la guerra comercial entre Estados Unidos y China, en medio de una desaceleración de la economía mundial que podría limitar un repunte en el crecimiento de la región”, según resumen.

A continuación, los comentarios más destacados:

BRASIL: ITAÚ BBA – PRODUCCIÓN DE AUTOS

“De acuerdo a Anfavea, la producción de autos alcanzó los 257.200 vehículos en febrero, por sobre nuestra estimación (220.000), marcando el resultado más alto para el mes desde 2014. En términos ajustados por estacionalidad (nuestras estimaciones), la producción se incrementó 10,3 por ciento mensual (20,5 interanual). El promedio móvil a tres meses se incrementó un 2,7 por ciento. Pese al sólido incremento en la producción de autos, el dato de demanda se mantuvo débil, registrando resultados dispares en febrero.

ARGENTINA: ECO GO – INFLACIÓN

“En marzo, suben naftas (combustibles), colegios (educación privada) y celulares (telefonía) que se suman a los aumentos anunciados en tarifas de transporte (…) y en la factura eléctrica (servicios) (…) Dado además el arrastre estadístico de alimentos que deja febrero, difícilmente la inflación del mes se ubique por debajo del 3 por ciento, lo que dejaría un trimestre con la inflación cerca de la zona del 10 por ciento”, afirmó el analista Juan Paolicchi.

CHILE: SANTANDER – TASAS DE INTERÉS

“Nueva sorpresa en el IPC, hará que el Banco Central modifique su estrategia de alza de tasas. Las presiones inflacionarias se mantienen acotadas y es posible que la inflación cierre el año nuevamente en la parte baja del rango del Banco Central. Esto, sumado al deterioro del escenario externo, nos lleva a estimar que en los próximos meses habría un incremento adicional a la Tasa de Política Monetaria para luego dar paso a una pausa muy prolongada”.