Big Data e IA para entender el mercado cripto

Big Data e IA para entender el mercado cripto

Tanto la Big Data como la inteligencia artificial permiten entender el comportamiento del mercado de las criptomonedas.

El mercado de criptomonedas es una de las áreas de mayor crecimiento durante los últimos años.

Ese rápido avance se ampara en un fuerte arraigo cultural que logró apoderarse del sentimiento de millones de personas.

De tal manera, del mismo modo, que religiones o equipos de fútbol, las monedas digitales cuentan con comunidades altamente fanatizadas.

Desde hace algunos años, esos límites estrechos comenzaron a desbordarse y el sector cripto avanza rápidamente hacia la masificación.

Actualmente, los inversores institucionales se unen a los minoristas.

En esta búsqueda de ganancias, seguridad e identidad con estos tokens.

Todo ese complejo mundillo que se teje en las profundidades se presenta como algo caótico y desordenado a la hora de analizarlo.

Es en este punto cuando aparecen las tecnologías auxiliares como la inteligencia artificial y alta capacidad de análisis.

En consecuencia, mediante la Big Data, ese entramado sector de las criptomonedas podría ir tomando forma en los años sucesivos.

Si algo tiene a favor el mercado de criptomonedas es que cuenta con una tecnología subyacente.

Capaz de adaptarse a las más complejas estructuras.

Se trata de la cadena de bloques o blockchain.

La cual es una tecnología que cuenta con un enorme potencial en el sector del procesamiento de datos.

De hecho, la blockchain es vista como un complemento de la IA en un futuro no muy lejano.

Al tiempo que se encarga de procesar datos de manera eficiente, rápida, transparente y segura.

También deja el trabajo libre para que la IA y la Big Data se encarguen de analizarlo.

Se trata de un avanzado y complejo desarrollo al que estas palabras no hacen justicia.

Sin embargo, pueden servir como referencia.

En todo caso, el punto central es que el aparentemente desordenado sector cripto podría estar cerca de pasar a una nueva etapa.

De conquistarse esa sincronía con otras tecnologías contemporáneas, estos activos serían mucho más maduros a los ojos de los reguladores e inversores.

Fuente: CriptoTendencia