Bagües, de PPI: “Cualquier desarbitraje es una oportunidad de compra”

En un momento de transición política y severas dudas sobre la profundidad a la que puede llegar la crisis argentina, Joaquín Bagües, Head of Strategy en Portfolio Personal Inversiones (PPI), se entrevistó con BANK MAGAZINE para resumir en qué instrumentos está recomendando colocar los pesos en medio de tanta complejidad. Consejos para esquivar el mal momento.

Por Mariano Jaimovich

-En medio del cambio de Gobierno, ¿cuáles son las recomendaciones que les brinda a los clientes individuales?

-Frente a los drivers que se encuentran tradeando los activos argentinos, entendemos que lo más aconsejable para los clientes individuales que no se encuentran en el día a día de los movimientos del mercado es tener cautela a la hora de invertir. Los inversores individuales que desean invertir, les aconsejamos diversificar el riesgo de Argentina, hasta al menos tener mayor certidumbre sobre las variables macroeconómicas. A su vez, a los inversores que poseen activos locales, les proponemos no estar expuestos al riesgo de duration y acortarlo dentro de sus posibilidades, así mismo alocar el portfolio en activos conservador (símil a cuentas remuneradas).

-¿Y qué les dicen a los inversores institucionales?

-Actualmente los activos se encuentran valuados en función de una futura reestructuración, entendiendo que los inputs del modelo de sustentabilidad de deuda argentina podría estar en el rango de recovery value entre 55–60. De todos modos, el modelo de restructuración de deuda comprende varias variables como ser: crecimiento de PBI, nivel de FX, superávit primario, entre otros aspectos, que al día de hoy son solamente estimaciones. Asimismo, este segmento de inversores tiene herramientas e información más completa que un inversor individual, y podría tener la posibilidad de arbitrar dentro de las diferentes curvas

-¿Qué papeles son los más atractivos?

-En esa línea, recomendamos dar seguimiento a los activos Discount (DICY) y Par (PARY), ambos con Ley de Nueva York, dado que comprenden CACs más exigentes frente a una eventual reestructuración. A su vez, provincias como Córdoba, Mendoza, Neuquén y Santa Fe, más Ciudad de Buenos Aires, se encuentran fiscalmente estables y cualquier desarbitraje que se pueda observar es una oportunidad de compra.
En el panorama corporativo, hemos visto puntualmente emisiones de compañías sobre la tasa Badlar, donde el racional atrás de este trade es vender instrumentos en ARS soberanos y comprar instrumentos en ARS corporativos para bajar el riesgo argentino. El segmento corporativo en Argentina es relativamente reducido, e YPF comprende un porcentaje significativo sobre el outstanding de la deuda (35%). Entendemos que el segmento de Oil&Gas en el país es atractivo aunque faltan definiciones de fondo sobre la industria. No obstante, estos activos pueden ser un buen elemento para poder diversificar del riesgo nacional, comprando compañías que tengan operaciones por fuera de del país-

-¿Qué opina que pueda ocurrir con la tasa de interés?

 -La tasa de interés es definida por el Banco Central, y ésta debe ser coherente con la política monetaria que establece el Ministerio de Hacienda. En esa línea, las propuestas del próximo Presidente no son muy claras al respecto y son contradictorias en cierto punto. Es que para el candidato del Frente de Todos, recuperar el consumo interno es una prioridad con el fin de materializar una recuperación en la actividad y en la recaudación de las cuentas fiscales. En ese escenario, entendemos que la tasa de referencia del BCRA debería comprimir hasta los niveles de la BADLAR, de modo que le permita tener un incentivo a los bancos para prestar, un concepto que tiene un efecto multiplicador (e inflacionario) en la economía. Entonces, si no se canaliza como corresponde, es un elemento que podría presionar hacia el dólar.

-Justamente, ¿qué considera que pueda ocurrir con el dólar?

-Esperamos que el control de cambio se endurezca. En base a este escenario, estimamos que las brechas cambiaras deberían ampliarse. La tendencia del dólar es alcista independientemente de quien esté en el sillón de Rivadavia.

-Para resumir, ¿cómo analiza la situación actual para los inversores?

-Los inversores individuales deben estar cautelosos, y el mercado tiende a sobre reaccionar frente a eventos que no puede proyectar con claridad.-