Avanza la campaña y crecen las internas en el oficialismo y en Juntos por el Cambio

Avanza la campaña y crecen las internas en el oficialismo y en Juntos por el Cambio

Alberto Fernández regresó de su viaje por Perú con una interna abierta en el oficialismo y con la obligación de tomar definiciones sobre su gabinete. El Presidente aún no definió el reemplazo de Agustín Rossi en Defensa, que deberá dejar el cargo porque rechazó bajar su candidatura a senador en Santa Fe. Mientras tanto, en Juntos por el Cambio, los enfrentamientos entre el radicalismo y el PRO siguen ganando temperatura.
Entre los candidatos a ocupar la cartera militar que comenzaron a circular en las últimas horas, figuran el actual embajador en Brasil, Daniel Scioli, y la ministra de Seguridad, Sabina Frederic. Sin embargo, en Casa Rosada dejaron trascender que “los nombres que circulan son puras especulaciones”.
Rossi pretendía quedarse en el cargo hasta las elecciones, pero Alberto Fernández anunció el miércoles por la noche en una entrevista televisiva que los funcionarios que serán candidatos deben abandonar sus puestos. “Me enteré por la televisión que tengo que renunciar”, dijo el ministro de Defensa minutos más tarde.
La candidatura de Rossi en Santa Fe había sido fogoneada inicialmente por el propio Presidente, como un modo de presión al gobernador santafesino, Omar Perotti, que en principio buscaba poner sus propios nombres en las listas de candidatos. Finalmente, el mandatario peronista acordó con Cristina Kirchner y llevará a la ultra K María de los Ángeles Sacnun como segunda candidata. Alberto Fernández le pidió entones a Rossi que bajara su candidatura, pero el ministro se negó.
El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, también dejará en poco tiempo su cargo para dedicarse a la campaña en la provincia de Buenos Aires y su reemplazante ya está definido, según informaron voceros del Gobierno: el intendente de Hurlingham, Juan Zabaleta. La decisión, aquí, fue menos conflictiva, aunque hay tensión en las segundas líneas.
En el caso de la oposición, los cruces internos volvieron a girar en torno al candidato del radicalismo en la Provincia de Buenos Aires, Facundo Manes. El neurocientífico había lanzado duras críticas contra el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, declaraciones por las que recibió la crítica de todos los dirigentes de la primera línea del PRO y de la líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió. Este jueves, Manes volvió a hablar y se despegó de los gobiernos de Mauricio Macri y de la exgobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal.
Pero ahora se sumó a los cruces el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, que sostuvo que “hay una campaña de desprestigio” contra Manes y cargó directamente contra el jefe de Gobierno porteño: “Debieran parar con esta campaña de ataques a Facundo. Esta campaña de desprestigio tiene un único responsable que es Horacio Rodríguez Larreta, se cree el dueño de Juntos por el Cambio, se ha puesto el traje de presidente antes de serlo”, dijo el mandatario radical y advirtió –más como amenaza discursiva que como hecho- que está en peligro la unidad de la coalición.